Lo que se esconde en el espejo

Se encuentra en lo profundo de la habitación, rodeado por oscuridad, con sólo la luz suficiente para admirar lo que su superficie refleja. Está ubicada a unos cuantos centímetros de distancia, con pasos firmes y decididos, guiada por los destellos de luz, se traslada hasta él. La primera vez su reflejo le devuelve la mirada, baja la vista un segundo, y al regresar sus ojos al objeto, es ella quien la mira desde lo profundo del espejo. Se toma unos cuantos minutos para observarse y ver cómo su proyección imita todos sus movimientos.

A simple vista cualquiera diría que son exactamente la misma persona. Sin embargo, aquél que se tome el tiempo suficiente para analizar a la mujer y su imagen, notaría que son dos seres totalmente diferentes. Son los detalles los que las hacen distintas, ambas sonríen, mientras la chica del espejo tiene plasmada en el rostro una sonrisa forzada, aquella de la cual se mofa de ser imagen sonríe de alegría.

La primera actúa para guardar las apariencias. Su más grande deseo es confundir al mundo, dejar que éste ignore lo que realmente piensa y siente a cada segundo que pasa. Su vida es una invención, sus sentimientos no son verdaderos, lo que se sabe de ella es un pilar de engaños, actuaciones, mentiras y falsedades. Pregona a los cuatro vientos que su actuar le carcome el alma y el corazón, mas no hace cosa alguna para arreglarlo, de hecho su comportamiento no hace más que empeorar aquello que promete solucionar, aquello por lo que dice sentirse mal.

La segunda sólo busca ser ella y cree ciegamente en que esto es suficiente para lograr grandes cosas. Ríe, llora y ama porque así lo ha decidido, porque ha tomado la determinación de vivir la vida y arriesgarse a sentir. Es una persona honesta, sincera, idealista, que ha escogido siempre hacer lo correcto, y que carga con la culpa de sus acciones e incluso con la de aquellas que se le escapan de las manos, aquellas de las cuales no tiene ni pizca de responsabilidad.

Ha estado observando el reflejo en el espejo por media hora, y puede concluir que el hecho de que la imagen se parezca a ella no significa que sean la misma persona. Son dos seres con pensamientos, prioridades y personalidades distintas. Cierra los ojos por primera vez desde que ha entrado en la habitación. Inhala, exhala, piensa y decide deshacerse del espejo, porque este no hace más que mostrar similitudes donde no las hay, engaña, trenza mentiras y corrompe el alma.

Advertisements

One thought on “Lo que se esconde en el espejo”

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s