Photo by aTodd Quackenbush is licensed under CC0 1.0

Final

…Posó sus ojos en el horizonte y se perdió en la belleza que se extendía ante su vista. Faltaba poco tiempo para que todo acabara. Inconscientemente, decidió dedicar esos últimos minutos a rememorar su vida, a evaluar su existencia, a considerar los muchos factores que lo pusieron en ese lugar. Para él, en ese momento, todo eran tan claro y obvio, concluyó que los hechos eran totalmente predecibles y sus decisiones indudables. Por fin consintió lo que su corazón le decía desde hacía tiempo: que no había cosa alguna que antaño hubiera llevado a cabo que desease cambiar. Estaba satisfecho con sus acciones y con el resultado obtenido. Conforme el fin se acercaba y se alzaba sobre él, las dudas desaparecían, el miedo cesaba y estaba cada vez más seguro del siguiente paso a dar…

*****

Foto por Todd Quackenbush está licenciada bajo CC0 1.0

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s